Para comenzar a hablar de los jóvenes tendríamos que mencionar que son el capital humano más fuerte y emprendedor que tiene nuestro país. Ellos, sin duda alguna, son la población más versátil y activa pues, dentro de su
cotidianidad, dedican su tiempo a realizar diferentes actividades tanto educativas como recreativas, de acuerdo a su nivel económico y a la formación recibida desde sus hogares.
Es importante resaltar que aunque los medios de comunicación pretenda hacer ver a los jóvenes como la mancha de la sociedad, es indiscutible que a través de ellos se mueven diversos procesos de evolución y crecimiento dentro de nuestra sociedad: basta con entrar un poco a analizar el trabajo realizado desde la Alcaldía de Medellín y la secretaria de juventud con sus programas en pro de la juventud y sus proyectos de vida para evidenciar que el talento de los jóvenes es inminente, llenos de ideas, de sueños y que, a diferencia de muchas otras personas, luchan hasta conseguir aquello que tanto desean.
Su trabajo es arduo y constante, entre ellos mismos se organizan para definir sus roles y la forma en como harán crecer su proyecto y su mismo grupo, es maravilloso ver como se generan ideales que, después de un tiempo de trabajo, afectan de manera positiva a la sociedad aunque esta constantemente los señala y los juzga por su forma de vestir, de pensar, de actuar, de agruparse y de relacionarse entre sí.
Podríamos decir entonces que los jóvenes, más que ser un problema para la sociedad, entran a ser parte de la solución. Más allá de generar diferencias entre su forma de pensar y su forma de actuar siempre están en busca de oportunidades y de nuevos caminos por donde comenzar a labrar un futuro para ellos y sus familias.
Dado este panorama, podríamos atrevernos a concluir que los jóvenes son la fuente del emprendimiento en nuestra ciudad: precursores de las nuevas ideas con las que con su empeño y dedicación promueven el crecimiento de una buena sociedad, en donde cada vez más personas son acogidas y beneficiadas por cientos de programas creados debido a la demanda de oportunidades y de grandes ideas; todo esto con el fin de fortalecer el presente y ampliar el futuro para las próximas generaciones.
Hablar en Colombia hoy en día de la juventud es hablar de trabajo constante, empeño, sacrificios, ganas, motivación, sueños, visión, vínculos afectivos. En fin, un sin número de cualidades que definen a esta población que hoy por hoy son los pioneros en el desarrollo de nuevas ideas de negocio, gracias a su alta resistencia, teniendo como base que el éxito es el resultado de aquellos fracasos superados por la persistencia.

Por Carolyn Domínguez

Aliados

  • Colombiajoven
  • funda nutresa
  • alcaldía
  • ruta n
  • unal
  • ces
  • eafit
  • UPB
  • papaz
  • atudy
  • aualas